Orlando sacó la varita mágica y ganó un difícil partido contra Minnesota

Orlando - Minnesota

En el Target Center de Mineápolis, Orlando y Minnesota enfrentaron en un duelo con una cantidad de emociones indescriptibles.

Los Orlando Magics tenían un encuentro difícil frente a los Minnesota Timberwolves. Sin tener la ventaja desde el segundo cuarto, en el último renacieron y descontaron poco a poco el marcador hasta que Anthony, con 1.8 segundos, lanza el triple que les daría la victoria agónica por 97-96.

En un principio, los visitantes tomaron las riendas con una mentalidad clara que era ahogar al rival, sin darle ningún tipo de oportunidad de juego y provocando los fallos constantes. Con Vucevic en la delantera acompañado por Fournier, se hicieron cargo para que el primer parcial sea a favor de ellos (25-21).

A partir de allí, todo fue en declive para Orlando. Minnesota cambió su juego, apuntó al banquillo y empezó a presionar a sus adversarios en el segundo parcial, a tal punto que solo encestaron 3 balones (13% TDC 3/23), un número infernal para un equipo profesional de la NBA.

Russell estaba encendido de cara al aro (12 puntos) con Ed Davis asistiéndolo (3) y recuperando los rebotes (3). Llegaron a una ventaja de 16 (51-35), finalizando la primera mitad.

En el tercero, hubo un cambio de actitud por parte de los Magics. Pasaron de ese 13% a un 60%TDC (11/20), era un avance muy grande, provocado por Fournier y Vucevic con 21 puntos entre los dos.

Pero los Timberwolves, mantuvieron su nivel y no dejaron que se les escape el partido tan fácilmente. Terminaron el cuarto 77-68 pero todavía la ventaja era difícil de remediar por el nivel parejo de ambos rivales.

El último parcial, fue de más a menos para los locales. Comenzaron bien la primera mitad manteniendo la ventaja de hasta 13 puntos, pero los Magics se dieron cuenta que la única forma de remediar el marcador en 6 minutos era a base de triples y sin dejar tirar al rival.

Absolutamente todos probaron suerte desde atrás de la línea y todos cumplieron el objetivo. Hasta que, faltando 1.8 segundos y con dos puntos abajo los visitantes, Anthony convierte el triple que les faltaba para que los gritos y abrazos salten cuando la luz roja del electrónico marcara el final de una noche mágica. El encuentro terminó con un ajustado 97-96.

 

Vucevic y Fournier se llevan todas las miradas, porque sin ellos este resultado no hubiese sido posible. Entre ellos marcaron 52 puntos (28 y 24 respectivamente), una dupla que definió el partido. Además, en la defensa se destacó Gordon con 13-9-7, otro personaje importante que había que destacar.

Orlando con esta victoria queda en el noveno puesto del Este con un récord de 7-8. Mañana se enfrentará a los Pacers a partir de las 21hs.

Y Minnesota queda en el fondo de la tabla del Oeste con 3 partidos ganados y 10 perdidos. También mañana, enfrentará a los Hawks a partir de las 22hs.

Por Juanba Echandi

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *